viernes, 16 de septiembre de 2016

SOLO SERÁ UN SEGUNDO


Imagen de Liu Yaming

“…y así se deshacía el miedo que no tenía dientes
sino una trituradora de cielos vestidos de luciérnaga” 
Princesa Inca


Una vez,
consentí que me encadenaras.
Me convenciste de que la libertad era sacarme a pasear sin que nadie nos viera.
Decidiste que mi pantalón fuese dos tallas menos y los movimientos de mis caderas, los más trasnochados de los 80.

Una vez,
dibujaste una fina ranura en el saco de mi tiempo más placentero.

- Solo será un segundo, solo te robaré un segundo, un único segundo– repetías.

Una vez,
grité "No",  hasta romper todos los cristales, y te tapaste los oídos para inventar un "Sí" a tu medida.

Una vez,
me quemaste los pezones,
y yo,
yo lloré,  por la poca resistencia de mis pechos a tu calor.


-Solo será un segundo, y después otro, y otro… aguanta.

Una vez,
soñé que no podía sonreír porque habías cosido mis labios con hilo de pescar.
Tampoco podía gritar.
Y yo,
yo puse fin a la pesadilla saltando por la ventana de algún cuarto.

Una vez,
mi cuerpo se rompió y con todos los trozos, pude construirme otro a mi antojo.
Un cuerpo mío,
con su alma, sus pezones, sus sonrisas, sus sueños, sus labios, sus gritos.

Esa vez,
a mi lado, dormía otro.



jueves, 15 de septiembre de 2016

ELLAS


Imagen de Inés Días

¡Qué amante es la rosa y qué amada la espina!  
Gabriela Mistral

Dentro de mí,
todas ellas.
La que tiñe recuerdos
cuando el olvido no llega.
La vieja
que enseña a los niños
a desatar zapatos.

También una cualquiera
que duerme sin sábanas
y se desnuda demasiado pronto.
A veces, convivimos nueve,
nos acariciamos el cabello
mesando las canas,
despiojando  culpa.

Otras veces, discutimos
y nuestros pies se detienen
donde el camino se escinde.
La impaciente tiene prisa
la que calla no cuenta
la que habla nos confunde
y la que decide empuja.

Está la que siempre dice NO
en el mismo cuarto
que la que siempre dice SÍ
La que viste de rojo,
la invisible, la niña.
Está la que llora y grita
o la que ríe y se esconde.

También soy ninguna
cuando desando mis pasos
cuando deseo otro cuerpo
cuando despisto relojes.
Y siempre soy
la mejor amiga
de mis cicatrices.

miércoles, 14 de septiembre de 2016

CAMINAR EN CÍRCULO

Imagen de Moony Khoa Le
Camino en círculo,
porque es lo que hace
quien no quiere llegar a ningún sitio.
Tulia Guisado
Caminar en círculo,
cruzar la misma calle
en ambos sentidos,
observar el  semáforo
y detenerme.
Caminar en círculo
mientras otros van a alguna parte.
Volver, 
regresar,
pisar mis pasos, 
devolver el agua a la fuente.
Caminar en círculo
mientras otros eligen su camino.
Colgar cada una de mis dudas
en la cuerda de la ropa,
secar las decisiones al sol,
lavar, 
centrifugar,
suavizar la vida,
encontrar las siete diferencias
y caminar en círculo.